Sin Historial - Lissa D'Angelo


Sinopsis: Tengo veinticuatro horas para encontrarlo. 
Mil cuatrocientos cuarenta minutos para presentarme. 
Ochenta y seis mil cuatrocientos segundos para enamorarlo y sólo un beso para que me vuelva a olvidar. En una sociedad perfecta, donde no hay espacio para el rencor ni el odio; un mundo donde no tienes tiempo para recordar, los engaños y las mentiras no tienen efectos secundarios, ya que sólo basta un día para que los dejes atrás. Porque cuando el reloj da las doce todas las mentes se formatean, bueno… Todas a excepción de la mía.   














Opinión personal:  ¿Cómo empecé a leer este libro? Ni idea. No sé cómo llegué a él, pero así fue. 
Cuando me leí la sinopsis me quedé: ¡wow! ¡debe ser original la trama! Y efectivamente, lo es.

El tema principal es muy original y, al principio, incluso extraña. Sin embargo, ¡me encanta lo raro! así que iba con buen pie.

Este libro nos cuenta la vida de una adolescente, Anaya, la cual no puede olvidar, como sus otras hermanas. Al principio, la misma protagonista, cuenta cómo y dónde vive. Vive en una ciudad llamada La Grata donde sólo se encuentran mujeres. Los hombres son descritos como bestias salvajes muy peligrosas para la sociedad donde viven y para ellas mismas. Al principio parece muy contra-hombres eso de que son bestias salvajes y que están extinguidos. Pero la idea me pareció chistosa. 

Cuando llegaba las 00:00 de la noche, todas las mujeres que vivían en La Grata, perdían sus recuerdos de ese día. Cada día olvidaban lo que sentían, pensaban, toda la parte sentimientos-malos rollos. No obstante, Anaya no podía olvidar porque no tenía el chip el cual   producía esa perdida de memoria. Intentó escapar. 
Y desde ahí surgen los problemas.

Conoce a un chico, Irah, el cual le ayudará a conseguir su meta: salvar a su amiga Emil. 

¿La parte mala? A veces me perdía en lo que se estuviera contando. He tenido que releer algunas partes porque realmente no entendía. A lo mejor es mi retraso, no culparme por ello (xD) 

¿La parte buena? El final. ¡Amo los finales abiertos! Y no digo más, no quiero arruinaros la lectura si alguna la quiere leer.
Cómo mantiene el suspenso. Algo fundamental, por lo menos para mí. La historia está contada en primera persona, por lo que al principio estás viviendo lo que Anaya, en este caso, vive. Mientras ella va avanzando, el lector lo hace también y eso me encanta porque se va descubriendo a la vez que ella va dando pasitos. 
También tengo que decir, para las románticas empedernidas, que hay una historia de amor. A mi me ha parecido muy bonita. Los altibajos que sufren por el descubrimiento del mundo, de quién es cada uno... ¡me ha emocionado! 

¡Le doy un 7,5!


Además su autora, Lissa D'Angelo, es una chica de 20 años. Ha autopublicado este libro (y creo que hay otro que también, no lo sé) y pienso que, escritor@s como ella, son la futura generación de personas que nos llevarán a mundo fantásticos y llenos de vida. Así que por ese motivo, y porque me encantó la historia, deberíamos darle una oportunidad.
Nadie nace sabiendo, se aprende. Y aunque a ella le quede por aprender... ¿a quién no? 

Para ser uno de sus primeros libros está muuuuy bien. ¡No será el último que lea!










Share:

Suscríbete vía e-mail